• Stockholm Stockholm
    5 year resident, to guide around the local wonders
  • French Polynesia French Polynesia
    6 islands in the South Seas
  • some image Tokyo Tour
    1-day walk around the best spots
  • Japanese Wedding Japanese Wedding
    The dark side of the rising sun
  • Skyline Hong Kong
    Skylines, bar streets, markets & islands
  • some image Fashion shopping in Tokyo
    The best souvenir of Japan is not omiyage
  • Sydney Opera Australia
    Sydney's NYE, Gold Coast & Great Barrier Reef
  • Gecko Hawaii
    Aloha nature wonders
  • Yakushima Yakushima
    Hiking the Princess Mononoke Forest
  • Ishigaki Lighthouse Ishigaki
    Okinawa's shades of blue
  • Yuki Matsuri Hokkaido
    Powder Snow Festival
  • Daikanyama Daikanyama
    Tokyo's SoHo
  • Cosplayer Comiket
    The Biggest Cosplay Event
  • Cherry Tree Blossom Hanami (花見)
    Sakura by the skyscrapers
  • Hiroshima bomb time Hiroshima
    The Bomb & Miyajima
  • top of mount fuji guide to climb Japan
    Top of Mt.Fuji
  • Kyoto & Nara Nara & Kyoto
    Ciervos nadando en lagos de roca
  • Formentera House Formentera
    Mediterranean Sun

14.11.14

La soledad

fringed boots by ZARA, leather skirt by Acne
Throwback Tokyo, 2012.

Byakko y yo, nos hemos quedado solos en casa hasta Navidad. Con el dedo roto, sin poder andar, en silencio desde el momento en que sales de trabajar, te da mucho tiempo a pensar. En el tiempo, en la soledad, en cómo te sientes bastante más aislado aquí, de lo que te habías sentido nunca, a miles de kilómetros de tu país natal. En lo que echas de menos, la vida Made in Japan.

Las grandes urbes se clasifican a veces de solitarias, cuando no lo son tanto en realidad. De hecho, ver a gente "sola" haciendo cosas, es muchísimo más común en Estocolmo o en Tokyo, que en Málaga, donde si no vas en grupo o acompañado, parece que eres el raro y la gente, como que te mira mal. En una ciudad grande, hay mucha gente sola. Lo que conduce a que presentarte como individuo sea  precisamente el antónimo de soledad. Los cafés tienen mesas de uno o barras contra el cristal, dejarte caer por uno de ellos con tu libro u ordenador, es lo más normal. Igual con las tiendas, restaurantes o bares - especialmente aquellos sobre los hoteles de lujo en la ciudad. Están plagados de gente sola, es lo más normal.

Ni en Estocolmo ni en Tokyo me había sentido jamás así de "aburrida". Pese a estar sola bastante a menudo, me daba igual. Era salir a la calle, sentir la energía, la naturaleza, la gente, el arte, la gran ciudad... Me llenaba, me daba la vida. Aquí es cierto que tenemos el mar... Y poco más.

Las urbes están plagadas de gente que "no es de allí" y que a falta de un grupo de amigos sólido, está mucho más dispuesto a hacer cosas y abierto, en general. Es lo que vemos en la gente que hace MBAs en US o en la burbuja de extranjeros, que en Asia es bastante grande y amigable. Pese a estar más o menos aislado de los locales - salvo honrosas excepciones, los extranjeros del lugar se agrupan y se convierten en tu segunda familia, dentro de la burbuja expat.

Hay quien piensa que la gente en España "es más simpática" pero en realidad hay de todo - como en todas partes - y principalmente, depende mucho de la situación de cada uno. Quien reside en su ciudad natal, con su familia y amigos de siempre, no tiene demasiada necesidad de meter a nadie nuevo en su vida. Hay honrosas excepciones, pero es normal que la gente se centre en su grupo y pare de buscar (por razones obvias). Algo que dificulta las cosas, para los recién llegados.

Ayer lo hablaba con mi profesora de yoga, que pese a ser Malagueña ha vivido en Madrid & Barcelona mucho tiempo "... mudarte a Málaga, es duro. A veces piensas, pero qué hago yo aquí?" simplemente ver que una persona se siente exactamente igual que yo, que no me mira como si fuera un marciano por expresar mi desconcierto, es reconfortante. No arregla mi situación, pero a la vez, no me hace sentir cual demente o bicho raro, que suele ser lo habitual.

Tras un finde bastante negro, me encomiendo a San AVE, que obra milagros. Cuestión de un billete, 3h de viaje y... Tachán!!! Madrid te espera plagado de amigos con los brazos abiertos y mil planes que me hacen super ilusión!!! Allá voy!!! (^_^)
SHARE:

9 comments

Noelia said...

A mi me pasó algo similar al llegar a Málaga, aunque es Andalucía y tu piensas que la gente es super abierta...realmente no es así al 100%, en mi caso, me encontré con gente de abierta pero de casa para afuera, es decir, son abiertos en la calle pero poca gente he conseguido conocer que me haya abierto las puertas de su casa. Es algo que a mi me costó mucho al principio, pero luego pasa y Málaga o la Costa del SOL a pesar de no ser Tokio o Estocolmo es una ciudad con una gran calidad de vida, en serio, así que paciencia para adaptarte.

Claudia Garcia said...

Paciencia tengo toda la del mundo. El problema viene de que estando en Japón, traté de hacer amigas y todo ello terminó en grandes decepcionese inseguridades personales. Me sentía igual que siendo niña, cuando había alguien que se reía de mis gafas o "no me ajuntaba" y llegó un punto en el que... Terminé por aceptar que mejor se está sola, que mal acompañada.
Y punto...

Vicente Vázquez said...

Holaaaa. :) Has comenzado con Ashtanga? A mi me encanta! Que bien! Te entiendo con pincha mayurasana, jaja. Espero que vaya bien, varios dicen que hay mucho circo, en cuanto a siempre mostrar los asanas/posturas, cuando yoga no es solo eso. Al final como siempre, hago lo que me da la gana. Dale, y sigue practicando! Que bien! :-)))

Claudia Garcia said...

Siiiii!!! He empezado a hacer mysore, está genial y la gente son unos pros así que creo que esta vez no abandonaré por aburrimiento como me había pasado anteriormente. Nuestra profesora es muy crítica y nos corrige uno a uno a la vez que nos enseña posturas para que cada día sea más challenging que el anterior

Vicente Vázquez said...
This comment has been removed by the author.
Galeguiña said...

supongo que todo necesita un tiempo. A mi me pasa y solo me he mudado a 240km de mi casa(de Lugo a León). Te ofrecería quedar para tomar un café... pero estoy en villatomarporculo! jajajaj

Animo :)

Claudia Garcia said...

Al menos saber quea mucha gente le pasa... Ayuda, créeme. Porque a veces, es como si estuviera loca...

theROOM said...

Creo que irte a vivir a una provincia es mortal, sobre todo cuando se tiene tu mentalidad, se ha vivido tanto, y se ha viajado tanto. En un sitio como Málaga se viene muy bien... si eres de allí. Si tienes tus amigos, tus planes, y tu rutina... pero imagino el terminar de trabajar, acostumbrada a tus últimos destinos, y tiene que ser un mundo. De todas formas, eres una auténtica superviviente, y allí también encontrarás tu sitio.

Claudia Garcia said...

...amén.

Lo único que puede salvarme es internet y centrarme en las cosas que tiene esta provincia: la playa y un aeropuerto con vuelos baratos a toda Europa.

Mi trabajo actual también conlleva algún viaje que otro, que también ayuda mucho a sentirte más "conectada" a la gran ciudad. Y aunque no fuera así... Siempre nos quedará, MADRID.

© dontplayahate. All rights reserved.
DONTPLAYAHATE